Si lo primero que se te vino a la mente al leer el título fue esa deliciosa arepa de choclo con queso que tanto te gusta, puede que aún no hayas descubierto la versatilidad de este ingrediente, el cual puede sorprenderte en cualquier momento y de muchas formas.

También es probable que pienses que el maíz y el choclo son lo mismo, pero… ¿Sabías que una de sus diferencias está en los granos? Los del primero se caracterizan por ser duros y secos, mientras que los del segundo, por ser tiernos y blandos. Aunque esta vez vamos a hablar del choclo.

A veces pasamos por alto que el choclo es un ingrediente que brinda muchas opciones, pues su sabor puede adaptarse a todo tipo de preparaciones, ya sean saladas o dulces. Además, su aporte nutricional es similar al del maíz, que contiene carbohidratos, proteínas, grasas, vitaminas y minerales, pero varía según el contenido de carotenoides, que son los pigmentos que dan ese color amarillo característico.

Y si hablamos de las preparaciones, podremos darnos cuenta que este ingrediente es tan variado, que se convertirá sin problema alguno en tu aliado en la cocina ¿Quieres saber cómo?

Si quieres preparar un desayuno diferente, las masitas de choclo pueden ser el acompañante perfecto, gracias a esa mezcla del choclo y el queso, que permite combinarla con otro tipo de alimentos para que esa primera comida del día sea totalmente variada y deliciosa.

Cuando tengas una visita y quieras darle a conocer un sabor diferente, sorpréndela con una deliciosa torta de choclo, una receta ideal para compartir una buena tertulia y que además puede sacarte de apuros en otras situaciones, pues es muy práctica y fácil de preparar.

¿O qué tal si tus hijos planean una pequeña reunión con sus amigos? Solo necesitas 40 minutos para darles unos exquisitos muffins de choclo, una receta que alimenta, que te permitirá probar nuevas técnicas y que te motivará a intentar nuevas preparaciones.

Antes de terminar, te vamos a contar un secreto: La nueva receta de Doñarepa Choclo tiene un sabor más intenso, menos dulce y es tan versátil que con un toque de creatividad podrás preparar más que arepas.